Testimonio / Chino Henriques

Producir para el Comercio Justo tiene importantes consecuencias para las comunidades de productores. La primera es que nunca tendríamos acceso a explicar nuestra forma de producir a los que consumen nuestros productos si sólo participáramos en el mercado tradicional.

Otra y más importante quiero mostrarla con una anécdota que me ocurrió con uno de los productores de nuestra asociación. Un día que nos encontramos me dijo que su hija se había graduado en la universidad y yo le di la enhorabuena, me contestó que quería darme las gracias, le pregunté el motivo y me dijo que cuando les informé que teníamos la oportunidad de participar en el Comercio Justo y les convencí a hacerlo había hecho posible que sus hijos fueran a la Universidad que de otra forma no habría sido posible.

Lo importante de este ejemplo es que además de que debemos ser conscientes de que los efectos concretos del Comercio Justo (poder tener agua en las casas, electricidad, educación para los hijos, etc.) debemos ver todo como un proceso de transformación de toda la comunidad, y ahora en el caso de Apicoop, los datos lo demuestran ya que el 95% de las hijas e hijos de los productores que comenzaron con nosotros hace ya algunos años han terminado con éxito la educación secundaria y tenemos 200 chicos y chicas en la Universidad. Por eso, creo que el efecto más importante del Comercio Justo que es nos garantiza un mercado estable que nos permite hacer planes e inversiones a más largo plazo.
Grupo productor
País
Chino Henriques