Testimonio / Bandara Menike

A 38 kilómetros de la oficina central de Selyn en Kurunegala, se localiza Kumbukgette, un pueblo famoso por la abundancia de caña y bambú, materiales básicos para la fabricación de cestas, cajas y otros objetos decorativos. Una actividad artesanal y ecológica que, junto a la producción de arroz, sustentan los ingresos de los habitantes de la zona, y entre ellos a Bandara Menike, actual trabajadora de Selyn.

Aún así, estas actividades tradicionales no son suficientes para las familias, por lo que la mayoría de los jóvenes han abandonado los pueblos para instalarse en la ciudad y/o trabajar en el ejército. Ante esta situación, Selyn lanzó una nueva línea de productos que combinaban tela tejida a mano y bambú aumentando los ingresos económicos de la población de Kumbukgette.

En la actualidad Bandara Menike es la dueña de una pequeña unidad de subcontratación que le construyó Selyn. Junto a su marido, sus 3 niños y varios vecinos, se encarga del abastecimiento de bambú al centro de tejido de Selyn. En pocos años su vida ha cambiado radicalmente, pues ha pasado de ser una artesana a convertirse en empresaria que proporciona trabajo e ingresos también a sus vecinos. Sobre este cambio en su vida ella dice sonriendo: “ya no soy una mujer ordinaria…”




Fotografías: SETEM


Productos
Grupo productor
País